Historia del Dakar: Algunos vehículos raros en la competencia (3)

La carrera se llama a silencio ante lo impasible de la madre naturaleza. Después del glorioso paso por nuestro país y los desafiantes tramos en Argentina y Bolivia que todavía no acaban, la interrupción amerita a poder conocer más historias. En ocasiones hemos visto casos de vehículos raros que compitieron y terminaron el rally más duro del mundo ¿Creen haberlo visto todo?

Nissan Navara. Aunque la firma nipona estuvo durante años en el Rally Dakar, definitivamente una camioneta con el motor -evolucionado- del 350Z es una proeza digna de recordar. El auto pasó por las manos de varios pilotos y sufrió otras tantas modificaciones; quizá la más curiosa fue su alerón trasero más propio de un World Rally Car. Entre sus figuras estuvieron Ari Vatanen, Giniel de Villers o incluso el mismo Colin McRae.

nissan-dakar-2004-2_1440x655c

Venturi 260. Igual que con el Holden Adventra, este caso se relaciona con un prototipo que no pudo correr, aunque fue por culpa de la bancarrota de la empresa y el cambio de dirección de su nuevo dueño. No obstante, un empresario rescató la unidad y la restauró dotándola del motor del Venturri 300 Atlantique de 3 litros. El prototipo pudo sentar un punto de partida para crear unidades que pudieran venderse a privados y obtener beneficios con ello.

unique-venturi-atlantique-paris-dakar-prototype-2

El “rastrojero”. No estamos hablando de un vehículo del pasado, sino vigente, pues el mismo hizo acto de presencia en la Costanera de Asunción para la largada. Su constructor es el argentino José Antonio Blangino quien fue copilotado por Luciano Gagliari en vista de que su esposa se encuentra embarazada. El motor de esta rareza es un V8 LS atmosférico de General Motors (montado en el Chevrolet Camaro) y envía 300 caballos de fuerza a las 4 ruedas.

rastrorejo-dakar-2017-blangino-2

Y en 38 años de historia siguen apareciendo historias por rescatar dentro de un duro Rally Raid como este y uno no puede cansarse de reconocer que el ingenio a la hora de anotarse a una competencia de dicha magnitud es sencillamente sorprendente ¿Se acabaron los relatos? Por ahora…

Luis Enrique Acosta – (@luacostav)

Información y fotografías: Diariomotor Competición

Ningún Comentario

Deja un comentario