Grupos rebeldes sirios rechazan reunirse con Rusia si sigue su “ocupación”

Cuarenta y nueve grupos rebeldes sirios, entre los que figuran algunas de las principales facciones sobre el terreno, rechazaron hoy en un comunicado conjunto reunirse con Rusia mientras siga su “ocupación” y los bombardeos en Siria.

“No es posible sentarse (a negociar) con los rusos en el marco de su ocupación actual en Siria y los ataques a civiles, hospitales y posiciones del Ejército Libre Sirio (ELS), que lucha contra el ‘Daesh’ (acrónimo en árabe del grupo Estado Islámico)”, apunta la nota.

Los opositores descartaron que cualquier diálogo sea posible mientras prosiga el respaldo político, militar y material de Rusia al régimen de Bachar al Asad.

Las organizaciones armadas calificaron de “falso” el argumento de Moscú de que ha intervenido en el territorio sirio para combatir al EI.

“Las estadísticas demuestran que el 90 % de los ataques rusos han sido contra facciones revolucionarias y el ELS, y la mayoría de los daños materiales causados han sido en hospitales y escuelas”, agregaron en el texto.

Por otro lado, los insurgentes negaron la noticia publicada esta semana por la agencia de noticias rusa Sputnik la cual afirmaba que una delegación del ELS había aceptado entrevistase con responsables rusos en los próximos días en Abu Dabi para analizar la situación.

Las facciones tacharon estas informaciones de “rumores con el objetivo de dividir y expandir la confusión en las filas de la revolución siria y engañar a la opinión pública, además de desviar la atención de los crímenes perpetrados (por Rusia) contra el pueblo sirio”.

El comunicado está firmado, entre otros, por varias brigadas del ELS y por otras organizaciones como el Ejército del Islam, la Legión de la Misericordia, el Movimiento Nuredín al Zinki, los Halcones de la Montaña, el Ejército de los Muyahidines y la Legión de Sham.

Rusia, aliada del régimen de Bachar al Asad, inició una campaña de bombardeos en el territorio sirio el 30 de septiembre contra objetivos del EI y otras organizaciones terroristas, según las autoridades rusas.

Sin embargo, activistas y opositores sirios han denunciado que gran parte de los blancos de la fuerza aérea rusa han sido bases de grupos rebeldes y zonas residenciales habitadas por civiles.

Hace dos días, dos responsables políticos de EEUU subrayaron que entre el 85 % y el 90 % de los ataques rusos en Siria habían golpeado objetivos de la oposición moderada y matado a civiles.

EFE

Ningún Comentario

Deja un comentario