El Bronco, primer gobernador apartidista de México, promete “limpiar la casa”

Jaime Rodríguez Calderón tomó anoche las riendas del estado de Nuevo León, convirtiéndose en el primer gobernador apartidista de México, con la promesa de “limpiar la casa” y de no gastar el dinero del pueblo en fomentar su imagen.

El Bronco, primer gobernador apartidista de México, promete “limpiar la casa”

En su discurso inaugural alrededor de la medianoche ante el Congreso estatal, en Monterrey, Rodríguez Calderón, conocido como “el Bronco”, dijo habe recibido un mandato claro de los electores en las elecciones del pasado 7 de junio: “Limpiar la casa. Lo vamos a hacer directo y sin darle vueltas”.

“Hemos encontrado la casa sucia, las columnas derruidas, los techos caídos y, para acabarla de fregar (para colmo), hipotecada por la corrupción sin llenadera (límite), por el delirio de muchos que se creyeron reyes y no gobernantes, que donde había dinero público vieron un botín”, declaró.

En una alocución puntuada por aplausos de los presentes y ante la mirada adusta de su predecesor, Rodrigo Medina, del Partido Revolucionario Institucional (PRI), el nuevo mandatario estatal ordenó a sus colaboradores realizar “una auditoría exhaustiva en todas y cada una de las dependencias, que se revise cada papel y cada cajón”.

Aseguró que se investigará “sin afán de venganza, pero con sed de justicia”, de tal forma que “si alguien cometió un crimen, que dé la cara al pueblo y le responda a la ley, sea quien sea”.

“Hoy les digo claro y fuerte: se les acabó la fiesta a los bandidos. Que ni se hagan ilusiones las manos largas. A partir de hoy se acabaron los moches (sobornos) y las transas (negocios ilícitos), se acabaron los lujos a costillas de la gente. Si quieren lana (dinero), háganla por la buena, como la gente honrada, trabajando”, manifestó.

También en presencia del secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio, quien asistió en representación del presidente Enrique Peña Nieto, Rodríguez Calderón prometió que no gastará en promover su imagen en televisión.

“No vamos invertir el dinero de la población para generar la idolatría y la soberbia de quien gobierna. Espero que los alcaldes sigan este ejemplo”, expuso, y pidió el respaldo popular para hacer un buen gobierno y “salir de atolladero”.

Sin ser postulado por ningún partido político gracias a la reforma electoral de 2014, que abrió la puerta a las candidaturas independientes, Rodríguez Calderón hizo historia en México al imponerse en los comicios de junio con 49 % de los votos. EFE

Ningún Comentario

Deja un comentario