Pablo Milanés cierra con su melodía el Festival del Premio García Márquez

El cantante cubano Pablo Milanés cerró hoy con un concierto la tercera edición del Festival del Premio Gabriel García Márquez, que durante tres días reunió en la ciudad colombiana de Medellín (noroeste) a lo más selecto del periodismo iberoamericano.

El recital “Obsesiones de Gabo”, dedicado al nobel colombiano, en el que Milanés interpretó éxitos como “De qué callada manera”, emocionaron al púbico que llenó el Parque de los Pies Descalzos.

La cita, organizada por la Fundación para el Nuevo Periodismo Iberoamericano (FNPI), sirvió además de para entregar los galardones de periodismo más importantes de Iberoamérica, para abordar algunos de los retos del oficio, que busca hacer compatible la excelencia con la premura que impone la tecnología.

Unos 81 invitados de casi una veintena de países se encontraron en esta convocatoria en la que tuvo un especial protagonismo el periodismo brasileño por el homenaje a la veterana periodista Dorrit Harazim, de 72 años.

Para ella fue el Reconocimiento a la Excelencia, un galardón que recibió este miércoles con modestia de joven reportera pese a haber cubierto las guerras de Vietnam y Camboya, el golpe de Estado contra Salvador Allende en Chile, los atentados del 11-S, cuatro elecciones presidenciales en EE.UU. y nueve Juegos Olímpicos.

También destacó el periodismo de investigación mexicano que destapó el escándalo de la lujosa mansión propiedad del presidente de ese país, Enrique Peña Nieto, financiada por un contratista de su Gobierno.

Los autores de ese trabajo, Rafael Cabrera, Daniel Lizárraga, Irving Huerta, Sebastián Barragán y Carmen Aristegui, recogieron entre ovaciones el premio a la mejor Cobertura horas después de que Aristegui anunciara que demandará al Estado mexicano ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) por obstruir su litigio con el grupo MVS, que la despidió en marzo.

La periodista cuenta con el apoyo de varios colegas iberoamericanos que firmaron un documento de respaldo ante lo que consideran una represalia del medio de comunicación por haber investigado la mansión de Peña Nieto.

También se ha reconocido la primera iniciativa en América Latina de contraste de fuentes a través de datos, conocido como “fact-checking”, que desarrolla desde octubre de 2010 el portal argentino “chequeado.com”, premio en Innovación.

Otro argentino, Javier Sinay, de Rolling Stone, ganó en la categoría Texto por una crónica sobre un adolescente que murió al tratar de robar una moto a un policía en Buenos Aires, mientras que en Imagen venció el chileno Tomás Munita por retratar a vaqueros que recuperan ganado salvaje en la Patagonia.

Alrededor de los premios, la FNPI organizó talleres y conferencias que bajo el título “obsesiones de Gabo” abordaron algunos de los temas que al nobel, fallecido en abril de 2014 en México, le hubiese gustado escuchar.

Por ejemplo, las huellas de las dictaduras en América Latina, la defensa de los derechos humanos o la música de las juglaresas del Caribe, a las que siguió Milanés con un emocionado concierto de despedida a García Márquez, cuyo festival pretende ser instaurado de forma permanente en Medellín. EFE

Ningún Comentario

Deja un comentario