Congreso a punto de “blanquear” usurpación de tierras públicas

La Cámara de Diputados aceptó la “donación” por parte de Campos Morombí de la fracción conocida como Marina Cue, ubicada en el distrito de Curuguaty, escenario de la masacre que terminó con la vida de 17 paraguayos y un gobierno. Lo curioso es que la empresa no es propietaria de la tierra que acaba de donar y que usurpa desde hace varios años mediante artilugios legales.

Según el proyecto, se declara como área silvestre protegida bajo dominio público, con la categoría reserva científica de estricta protección, la finca N° 30, padrón N° 61, del distrito de Curuguaty, departamento de Canindeyú.

El documento dice que “la firma Campos Morombí SACA, de la familia Riquelme” transfirió a favor de la Secretaría del Ambiente (Seam) dicha fracción con el propósito de convertir la zona en una reserva natural a perpetuidad, como corredor biológico, principalmente para la preservación del yaguareté, especie en vías de extinción por espacio reducido de hábitat.

El promotor del “blanqueo” es nada más y nada menos que el diputado, Bernardo Villalba, denunciado por presuntos vínculos con el narcotráfico.

La transferencia “gratuita” fue aceptada en el artículo 1° del proyecto de ley aprobado por Diputados que pasó a la Cámara de Senadores para su consideración.

Argumentan que la reserva protegerá a los yaguaretés, el Acuífero Guaraní y los bosques y que la meta es crear un corredor biológico.

Detrás de este “noble” proyecto se escondería, por un lado, la intención de “blanquear” ante la justicia las responsabilidad de la familia Riquelme en el brutal desalojo (solicitado por Campos Morombí) que terminó con la vida de 17 paraguayos el 15 de junio de 2012; y por el otro, evitar que los campesinos recuperen esta tierra e instalen allí un asentamiento que termine obstaculizando el trafico de drogas, armas y rollos a las mafias que operan en la zona con complicidad de las autoridades.

Campos Morombí y el Estado paraguayo mantienen actualmente una disputa legal por la propiedad de esta tierra que en Registros Públicos figura a nombre de la Industrial Paraguaya SA.

Ningún Comentario

Deja un comentario