Emigración judía a Israel desde América Latina aumenta un 7 %

En lo que va de 2015 en relación al año pasado, destaca especialmente la subida de personas procedentes de Brasil, informó la Agencia Judía.

“Hemos notado un incremento de la inmigración latinoamericana. Desde enero a julio han llegado 109 personas, entre ellas 35 procedentes de Brasil, 29 de Argentina, 11 de Uruguay, 9 de Perú, 5 de Chile y 3 de Colombia”, explicó a Efe en Jerusalén Yigal Palmor, portavoz de la Agencia Judía.

El caso más destacable, añadió, es el de Brasil, que ha visto crecer su emigración a Israel cerca de un 50 % en los últimos años.

En 2012 emigraron a Israel 191 brasileños, al año siguiente la cifra subió a 205 y en 2014 aumentó a 276, señaló Palmor, unos datos que parecen mostrar una tendencia creciente consolidada.

Las causas para que los judíos americanos decidan emigrar son varias, entre ellas la crisis económica y la inseguridad, pero, para Palmor, “lo relevante es que elijan Israel”.

“Los brasileños podrían ir a muchos otros lugares, pero eligen Israel porque existe un lazo muy fuerte cultural y, en algunos casos, religioso que les une a este país”, afirmó.

La Agencia Judía, a cargo de la inmigración de judíos desde todo el mundo, no pregunta a los recién llegados sus motivaciones para emigrar, por lo que no hay datos en ese sentido, pero considera que suele ser una mezcla de perseguir el sueño sionista clásico y otras aspiraciones y motivaciones personales, como cambiar de vida y tener nuevas oportunidades.

“Elegir Israel como país en el que quieres desarrollar tu vida y dar oportunidades a tus hijos se puede definir como sionista porque expresa una fe en el futuro de este país y muestra el lazo entrañable que existe” entre el Estado y los judíos, agregó.

La Agencia Judía apoya la integración de los recién llegados con diversos programas, desde un curso de hebreo intensivo para inmigrantes hasta préstamos con condiciones especiales para realizar estudios, adquirir una vivienda o establecer un negocio.

Aunque no hay cifras de los que se van, los expertos estiman que alrededor de un 15% de los nuevos inmigrantes, que reciben el pasaporte israelí tras demostrar que tienen al menos un abuelo judío, regresa a sus países o busca otro destino después de un tiempo.

En 2014, un total de 26.429 inmigrantes judíos llegaron a Israel, una cifra bastante superior a la del año anterior, cuando lo hicieron 19.012.

“Está claro que los ataques antisemitas que han tenido lugar influyen en el sentimiento de inseguridad de los judíos, por ejemplo en Francia, pero hay otras consideraciones personales, económicas, de falta de oportunidades, religiosas, para reunirse con su familia aquí, sentimiento de volver a la tierra ancestral o deseo de vivir en un país donde la cultura mayoritaria es la judía”, dijo Palmor.

EFE

Ningún Comentario

Deja un comentario