Presidente ucraniano advierte de un “peligro de invasión”

Petró Poroshenko, advirtió hoy de que el peligro de una invasión aún se cierne sobre el país y denunció que Rusia concentra más de 50.000 militares junto a la frontera ucraniana, en un acto en el centro de Kiev con motivo del 24 aniversario de la Independencia.

El jefe del Estado subrayó que para Ucrania no existe una alternativa al arreglo pacífico al conflicto en el este del país, como no hay alternativa a los acuerdos de paz firmado en Minsk en febrero de este año.

“¿Significa esto que el enemigo ha renunciado a la idea de una invasión directa o de una ofensiva de la guerrilla al interior de Ucrania? No”, dijo el mandatario en la plaza de la Independencia, el ya célebre “Maidán”.

Aseguró que Rusia mantiene una “agrupación militar de más de 50.000 hombres” junto a la frontera oriental ucraniana, y que en “los territorios ocupados (de las regiones de Donetsk y Lugansk) hay más de 40.000, incluidos 9.000 militares profesionales de las Fuerzas Armadas de la Federación Rusa”.

Estos militares, añadió Poroshenko, “ocupan puestos de mando y organizan unidades militares del Ejército ruso en nuestros territorios”.

“El enemigo sabe que estamos dispuestos a rechazarlo y que el precio de una escalada sería excesivamente elevado para Rusia”, dijo el mandatario al destacar que Ucrania puede neutralizar la amenaza de invasión.

Según Poroshenko, Rusia ya sufre la consecuencias de las sanciones occidentales, mientras que Ucrania ha mejorado y fortalecido cuantitativa y cualitativamente su capacidad defensiva.

“Estamos a favor de la paz, pero no somos pacifistas. Por ello, aumentaremos el gasto en las Fuerzas Armadas de Ucrania, incrementaremos las pagas de los militares y fortaleceremos el sistema de contrataciones profesionales”, subrayó.

Poroshenko indicó que no puede prometer la eliminación del servicio militar obligatorio y que no habrá nuevas movilizaciones.

“En condiciones de agresión no puede haber un ejército integrado cien por cien por profesionales. La historia no conoce precedentes”, explicó.

El mandatario ucraniano viajará hoy a Berlín para reunirse con su homólogo francés, Fracois Hollande, y la canciller alemana, Angela Merkel, para tratar la situación en el este de Ucrania y la implementación de los acuerdos de Minsk.

Según datos de la ONU, cerca de 7.000 personas, entre combatientes y civiles, han muerto en el este de Ucrania en los casi dieciséis meses de conflicto.

EFE

Ningún Comentario

Deja un comentario