E-Sim, la tarjeta universal que podría acabar con las Sim físicas

Las grandes compañías de la telefonía móvil, incluidos fabricantes clave como Apple y Samsung, están negociando la creación de una tarjeta Sim electrónica y universal que podría revolucionar nuestra relación con las teleoperadoras.

Según publicó la semana pasada el diario británico Finantial Times, Apple y Samsung están en “conversaciones avanzadas” para unirse al resto de la industria de las comunicaciones para tratar de lanzar las llamadas e-Sim.

Al contrario que las tradicionales tarjetas Sim, que obligan al usuario a permanecer con una compañía telefónica particular, las e-Sims serían universales y estarían incrustadas en los distintos dispositivos móviles, ya sea un celular, una tableta o una tecnología wearable (para vestir).

La gran ventaja de esta tarjeta electrónica es que evitaría que los usuarios queden atados a una teleoperadora y permitiría agilizar el cambio de compañías.

¿Para 2016?

Según publicó el diario británico, la asociación de la industria de las telecomunicaciones que representa a teleoperadoras de todo el mundo, GSMA, está cerca de anunciar un acuerdo que daría paso a la producción de estas tarjetas universales.

Pero en las negociaciones todavía no se han acordado las especificaciones técnicas que las llevarían al mercado.

“Con la mayoría de las teleoperadores de acuerdo, el plan es finalizar la arquitectura técnica que se utilizará en el desarrollo de una solución remota Sim para los dispositivos de los consumidores, con una entrega anticipada para 2016”, dijo GSMA, según el Finantial Times.

Tarjeta Sim de Vodafone

Entre las teleoperadoras que apoyan la eSim se incluye AT&T, Deutsche Telekom, Etisalat, Hutchison Whampoa, Orange, Telefónica y Vodafone.

Esas especificaciones técnicas deberán ser aceptadas por las operadoras y los fabricantes de celulares.

Entre las teleoperadoras que apoyan la e-Sim se incluye AT&T, Deutsche Telekom, Etisalat, Hutchison Whampoa, Orange, Telefónica y Vodafone, dice el diario.

Además, Samsung y Apple son dos gigantes entre los fabricantes que participan en las conversaciones.

Llegar a un acuerdo será clave para poder garantizar la interoperabilidad de las compañías telefónicas con todos los modelos de fabricantes.

Pero la llegada de este nuevo producto al mercado, que para muchos analistas es solo una cuestión de tiempo, probablemente no sucederá de manera homogénea.

BBC

Ningún Comentario

Deja un comentario