De Vargas: “Los del EPP son sicarios al servicio del narcotráfico”

“La alianza narcotráfico y terrorismo –del EPP y la ACA- la resumimos en una sola palabra: narcoterrorismo. Están en el mismo lugar, en el mismo terreno, utilizan las mismas herramientas, las armas, y tienen el mismo enemigo que es el Estado paraguayo”, aseveró el ministro del interior Francisco de Vargas.

Según De Vargas, las “efectivas acciones” desarrolladas por el gobierno en la zona norte en el marco de la lucha contra el EPP y las bandas de narcotraficantes, ha obligado a ambos grupos a unirse en una alianza estratégica. Calificó a los integrantes de grupo armado como sicarios a la orden de los narcos.

Francisco de Vargas indicó que las expresiones por la pérdida de cinco agentes policiales en el norte del país deben traducirse en acciones legales y efectivas, para prevenir eventuales ataques, no solamente a policías sino a cualquier ciudadano paraguayo, y poder finalmente dar con todos los integrantes del EPP, para ponerlos a disposición de la justicia.

Sin embargo, hasta el momento no se ha logrado capturar con vida a ningún integrante del CA o el EPP y cada vez que  se logra dar con alguno de ellos terminan siendo “abatidos” siempre en extrañas circunstancias.

De Vargas calificó a los miembros del grupo como sicarios: “Tienen una alianza estratégica con los narcotraficantes porque de otra forma no podrían convivir en el mismo territorio, y se sabe que las acciones efectivas del gobierno les han afectado tanto a narcotraficantes como a terroristas”, precisó.

Manifestó que los narcotraficantes y el EPP se aliaron con un objetivo común que es enfrentar al gobierno. En este sentido, puntualizó que esta “es una lucha que debemos hacerla entre todos”.

Por otro lado,  mencionó que la Fuerza de Tarea Conjunta como entidad presupuestaria no existe, ya que está compuesta por policías, militares y la Secretaría Nacional Antidrogas.

Recordó que el comandante de la Fuerza de Tarea Conjunta es un oficial de las Fuerzas Armadas, institución que desde hace décadas atraviesa por carencias presupuestarias.

Igualmente, sostuvo que, además de 3 vehículos blindados actualmente operando en el norte del país, la Policía compró 55 camionetas patrulleras y 258 motocicletas que fueron destinadas a la zona norte y a distintas comisarías del territorio nacional, atendiendo la necesidad de cada jurisdicción.

IP Paraguay

Ningún Comentario

Deja un comentario