El 90% de los cánceres de testículo se diagnostican en fase inicial

Entre el 80 y el 90 por ciento de los cánceres de testículo se diagnostican en fase “muy inicial”, según ha explicado a EFE el doctor José Luis González Larriba, director del Área de Oncología Médica Grupo IMO, Instituto Madrileño de Oncología.

El doctor González Larriba, en declaraciones a EFE, ha expuesto las características de este tumor, a raíz de la retirada del Tour de Francia del ciclista italiano Ivan Basso, diagnosticado de “un pequeño cáncer testicular” que requiere cirugía “lo más pronto posible”, según informó el propio corredor y el médico de su equipo.

El pronóstico de esta clase de tumores es muy bueno, ha señalado González Larriba: en fases localizadas la curación está próxima al 100% y en fases metastásicas entre el 70 y el 80% de casos.

Este especialista se ha mostrado optimista en el caso de Basso, de 37 años: “Cuando están en fases avanzadas tiene otro tipo de síntomas: deterioro del paciente, falta de aire o trastornos digestivos. Su aspecto no es de tener esta situación”.

Este cáncer suele aparecer en personas jóvenes, entre 15 y 40 años.

Se trata de un tumor maligno que se origina en las células germinales del testículo. “Es bastante agresivo porque crece deprisa pero afortunadamente disponemos de tratamiento para poderlo curar”, ha determinado González Larriba.

La incidencia de este tumor en hombres es del 0,5 y el 1%, realmente baja, señala el oncólogo.

La manifestación más frecuente de esta dolencia es una tumoración o bulto en el testículo. Una vez realizada la biopsia, se hace un estudio de extensión para ver si afecta a la parte de atrás del abdomen o al pulmón, añade.

El tratamiento de este cáncer, señala el doctor, es multidisciplinar: extirpación quirúrgica si se coge precozmente y solo afecta al testículo, quimioterapia y radioterapia si hay más zonas afectadas o metástasis.

Existen dos tipos de cáncer de testículo, seminoma o no seminoma, y según cuál se presente responderá mejor la radioterapia (en el primero) o la quimioterapia (en el segundo).

Este caso recuerda al del estadounidense Lance Armstrong, también ciclista, quien superó esta enfermedad en los años 90.

El mundo del deporte se ha volcado con Basso; su compañero del equipo Tinkoff-Saxo Alberto Contador declaró ayer que dará “el cien por cien para ofrecerle el maillot amarillo en París”.

Ivan Basso ganó el Giro de Italia en los años 2006 y 2010, y quedó segundo en el Tour de Francia de 2005 y tercero en 2004.

EFE

Ningún Comentario

Deja un comentario