Wimbledon cierra su techo antes de la final

La intermitente lluvia que caía esta mañana en el suroeste de Londres ha obligado a cerrar el techo de la pista central antes de la final de Wimbledon entre el serbio Novak Djokovic y el suizo Roger Federer.

La cubierta de la pista central, que funciona desde 2009 con el fin de que se pudiesen jugar los partidos pese a la lluvia, es una estructura translúcida de 5.200 metros cuadrados que deja pasar la luz natural y que tarda alrededor de diez minutos en desplegarse.

El de hoy será el segundo encuentro bajo techo en la presente edición de Wimbledon, después de que el partido de cuartos de final entre el británico Andy Murray y el canadiense Vasek Pospisil comenzara con la pista descubierta y finalizara con ésta cerrada por la lluvia.

Tras la final masculina, en la central de La Catedral, construida en 1922 y con capacidad para 15.000 personas aproximadamente, se disputará la final de dobles mixto entre la suiza Martina Hingis y el indio Leander Paes y la húngara Timea Babos y el austríaco Alexander Peya.

EFE

Ningún Comentario

Deja un comentario