Docentes rechazan sistemas de evaluación

Sindicatos de docentes se manifestaron hoy en Asunción contra la implantación de un sistema de evaluación de la calidad educativa que consideran “arbitrario” y pidieron mayor inversión en educación, ya que, denunciaron, el presupuesto para este campo equivale solo al 3,6 % del Producto Interior Bruto (PIB).

Docentes rechazan sistemas de evaluación

“Rechazamos un intento de evaluar la calidad educativa que no tiene un objetivo claro y pone en peligro nuestros puestos de trabajo”, declaró a Efe Carlos Vera, de la junta directiva de la Organización de Trabajadores de la Educación (OTEP-SN).

Según Vera, el test de calidad educativa que pretende implantar el Ministerio de Educación pondrá en evidencia muchas “deficiencias” en la enseñanza, de las que “se intentará culpar a los maestros”.

Explicó que “nunca ha existido una política nacional de capacitación docente”, sino que se ha formado a los profesores de forma “improvisada” a través de “seminarios y talleres”.

Por otra parte, Vera recordó que la inversión del presupuesto nacional para educación es “muy baja”, dado que equivale a un 3,6 % del PIB, frente al 12 % que

reserva Cuba para este ámbito o casi el 9 % de Bolivia, según cifras oficiales.

Gran parte de esta inversión debería destinarse a “mejorar las pésimas condiciones en que se encuentran el 80 % de las infraestructuras educativas del país”, agregó el sindicalista.

Los grupos de docentes y trabajadores de la educación pública se concentraron en la plaza junto al Panteón de los Héroes acompañados de otras organizaciones sociales como la Federación Nacional Campesina (FNC).

El Fondo Nacional de Inversión Pública y Desarrollo (Fonacide), según la ley, debe transferir el 50 % de sus recursos a gobiernos departamentales y municipales para la “construcción, remodelación, mantenimiento y equipamiento” de centros educativos.

Sin embargo, Vera denunció que este dinero “queda en manos de las autoridades para su uso individual o la compra de armas”, o se desvía sin que llegue a usarse para las mejoras en infraestructura.

Los trabajadores del sector educativo aspiran a “instalar el debate sobre las necesidades de la educación pública” y afirman que seguirán manifestándose para defender su “estabilidad laboral”.
EFE

Ningún Comentario

Deja un comentario