Francisco va a Sarajevo “para instar al diálogo entre religiones”

El viaje que el papa Francisco realizará a Sarajevo el próximo 6 de junio volverá a estar marcado por el llamamiento a la reconciliación tras los conflictos y la importancia del diálogo interreligioso, informó hoy el Vaticano

Francisco va a Sarajevo “para instar al diálogo entre religiones”

Su portavoz, Federico Lombardi, dio los detalles del que será el octavo viaje internacional de Francisco y el undécimo país visitado por el pontífice argentino.

A pesar de que el papa sólo permanecerá algunas horas en la capital de Bosnia-Herzegovina, el portavoz vaticano destacó la importancia de esta visita a “un lugar fundamental en los dramas de la historia europea y sobre todo de las últimas décadas”.

Francisco, que elige cuidadosamente sus viajes, suma así dos visitas a la zona de los Balcanes, tras su viaje a Albania.

Una zona en la que se han vivido momentos dramáticos de la historia europea y donde ahora conviven de manera pacífica diferentes etnias y religiones y se puede lanzar con fuerza “el mensaje de convivencia armónica, paz, reconciliación y construcción del futuro”, apuntó Lombardi.

El mismo pontífice al anunciar su viaje pidió que su presencia en Sarajevo diese “ánimo a los fieles católicos, suscitase fermentos de bien y contribuyese a la consolidación de la fraternidad y de la paz, del diálogo interreligioso y de la amistad”.

Será así la segunda visita que un pontífice realiza a la llamada “Jerusalén de Europa”, después del viaje que Juan Pablo II efectuó en 1997 a una Sarajevo que aún intentaba recuperarse de la guerra (1992-1995) y del largo asedio que sufrió.

“La paz sea con vosotros”, es el tema elegido para este viaje a un país, donde Lombardi destacó que “está presente el espíritu de reconstrucción, pero hay aún tensiones”.

“Por tanto es necesario cultivar el diálogo, y el encuentro interreligioso que el papa celebrará durante este viaje será significativo e importante”, señaló el portavoz como acto más destacable de esta visita.

El papa Francisco saldrá a las 07.30 hora italiana (05:30 GMT) de Roma y, una vez en el país, se trasladará a la plaza adyacente al Palacio presidencial, donde se celebrará la ceremonia de bienvenida y se reunirá con los tres miembros de la presidencia de Bosnia.

Esta, según los acuerdos tras la guerra, está integrada por representantes de los tres principales etnias y confesiones del país balcánico que se van turnando: el bosnio musulmán Bakir Izetbegovic, el serbio Mladen Ivanic y el croata Dragan Covic.

El presidente de turno actualmente es el serbio Ivanic, quien será el encargado de pronunciar el discurso de bienvenida en nombre de la presidencia tripartita del país.

A las 11.00, Francisco celebrará misa en el estadio Kosevo, el mismo lugar donde Juan Pablo II ofició el 2 de abril de 1997 una misa que se recuerda por la incesante nevada que cayó durante la ceremonia.

Al finalizar se desplazará hasta la nunciatura apostólica, donde almorzará con los obispos del país.

Tras la comida, a las 16.30, Francisco se encontrará en la catedral de Sarajevo con sacerdotes, religiosos y seminaristas.

Una hora más tarde participará en el encuentro interreligioso en el centro internacional estudiantil franciscano, donde han sido invitados representantes de todas las comunidades religiosas presentes en Sarajevo: musulmana, ortodoxa, católica y también judía, que, como recordó el representante vaticano, “tiene una representación importante e histórica en la ciudad”.

“Es uno de los momentos importantes del viaje, pues se invitará a aliviar las tensiones entre las varias componentes étnicas”, agregó Lombardi.

Con los jóvenes tendrá una reunión a las 18.30 en el centro diocesano juvenil “Juan Pablo II”, “dedicado a la integración y dialogo y construcción de las diferentes comunidades, y tras el que concluirá la visita.

Como es habitual, Francisco se desplazará en un papamóvil abierto, pues para el Vaticano “no existen particulares preocupaciones desde el punto de vista de la seguridad”, y sobre todo el papa argentino nunca ha querido usar otro tipo de vehículo.

Durante esta visita, Lombardi explicó que no hay que esperar referencias al santuario mariano de Medjugorje, en Bosnia, lugar de peregrinación de los católicos ante las consideradas “apariciones” de la Virgen, que la Iglesia católica aún no ha reconocido, y existe una comisión que se está ocupando de ello.

EFE

Ningún Comentario

Deja un comentario