La “indignación” de Bacchetta

Presidenta de la Coordinadora de Abogados del Paraguay y abogada especialista en Derecho Constitucional y Laboral

Lo escuché “nerviosillo e indignado” al Senador Baqueta gritoneando hasta ponerse rojo que la resolución que admite la Acción de Inconstitucionalidad presentada por el Senador González Daher que pretende revertir su destitución como representante de la Cámara de Senadores en el Jurado de Enjuiciamiento de Magistrados  fue firmada fuera de la sede del Poder Judicial por el Ministro Fretes,  quien no concurre a esta institución desde el 30 de abril de 2015  afectado por un cuadro de artritis epidémica chikungunya.
Me “agarró” un ataque de risa cuando me percaté que este personaje probaba un poco de su misma medicina, pues, la indignación de Baqueta es cotidiana para los mortales justiciables que somos torturados con resoluciones  que se deciden en asados, templos masónicos, partidos de fútbol y hasta moteles de mala muerte.
El Poder Judicial es tan impredecible y corrupto en su generalidad,  que ante la situación planteada  no pude sino sentir un cosquilleo de felicidad que orilla la maldad cuando un “privilegiado de la justicia”   pasa de “victimario a víctima” de las irregularidades judiciales que son el pan nuestro de cada día.
La Corte Suprema de Justicia en el caso González Daher vs Baqueta no dará ninguna orientación constitucional ni doctrinaria que opaque las dudas constitucionales y de procedimiento de la Cámara de Senadores cuando deba reemplazar a un miembro- representante del Jurado de Enjuiciamiento de Magistrados; no lo ha hecho en otros casos y éste  no será la excepción. Esperamos un fallo (si es que resuelven) ajustado a las conveniencias de los intereses políticos de quienes “ganen la pulseada” en la Corte. Nada institucional, nada que fortalezca la democracia, el estado de derecho y la república.
Es triste pero es verdad. Esta nuestra corte es sencillamente lamentable (de arriba, abajo y de costado)

Ningún Comentario

Deja un comentario