Exhiben el arte que retrató el camino de Italia hacia el Fascismo

El arte, testigo de la Historia, retrató “la angustia” de la sociedad italiana durante el antes, durante y después de la Primera Guerra Mundial, una deriva hacia el desastre del Fascismo analizada mediante la obra de los artistas de la época.

Exhiben el arte que retrató el camino de Italia hacia el Fascismo

Este análisis centra la exposición “La Gran Guerra. Arte, lugares, propaganda”, que se puede visitar en las ciudades italianas de Milán, Vicenza y Nápoles hasta el próximo 23 de agosto.

Propone “una mirada nueva” a un periodo que va desde la conocida como “Belle Epoque” y su “lado oscuro”, en el que el arte ya denunciaba la precaria situación social de entonces, hasta la Gran Guerra y el consecuente Fascismo, instaurado en 1922 por el dictador Benito Mussolini.

Tras años de “paz armada”, el conflicto estalló en 1914, cuando los lazos y las alianzas entre países comenzaron a funcionar tras el asesinato del archiduque Francisco Fernando de Austria y su esposa en Sarajevo.

Mientras que el mundo conmemoró el primer centenario del inicio de la guerra el pasado año, Italia lo hace en 2015 ya que no fue beligerante desde el comienzo sino que se sumó al conflicto un año más tarde que el resto de Estados.

El comisario, Fernando Mazzocca, explicó a Efe que la muestra “repasa un periodo de la historia del arte de Italia que va desde 1880 hasta el 1935 bajo un punto de vista muy original que demuestra cómo los artistas supieron expresar el malestar y la angustia” de aquellos tiempos.

La muestra reparte las tres temáticas que componen su título en tres ciudades italianas diferentes: Milán estudia el arte, Nápoles la propaganda y la septentrional Vincenza los lugares del conflicto.

La sede milanesa es “la más nutrida y rica” y alberga un recorrido expositivo consistente en más de 200 obras de algunos de los máximos exponentes del Simbolismo, como Aristide Sartorio, o del Divisionismo, con piezas de Emilio Longoni y Gaetano Previati.

Como no podía ser de otra manera, está muy presente el radical Futurismo con lienzos de su fundador, Flippo Tommaso Marinetti, y de otros referentes de esta vanguardia, como Carlo Carrá o Gino Severini.

Fueron los adscritos a esta corriente artística quienes apoyaron con mayor fervor la entrada de Italia en la Primera Guerra Mundial ya que consideraban que solo así se podría completar el proceso de Unificación, reconquistando Trento y Trieste, bajo dominio austríaco.

En la exposición milanesa podrán visitarse obras “absolutamente extraordinarias por su monumentalidad y belleza” como “El poema de la vida”, realizado por Sartorio para la Bienal de Venecia del año 1907 o el dramático “Monte de Piedad”, de Mario de Maria.

Clausura el recorrido milanés el “grandioso” ciclo dedicado a la victoria, realizado por Chini para la Bienal de 1920 y con el que se conmemora el triunfo aliado frente al eje alemán.

La muestra se enmarca en el programa “Expoincittà” con el que el consistorio de la capital lombarda propone al visitante un nutrido conjunto de actividades con motivo de la Exposición Universal, que arrancará en esta ciudad el 1 de mayo.

Nápoles, en cambio, cuenta con un carácter “más documental” y recuerda el nacimiento de la propaganda y de la comunicación de masas, el cambio que experimentó la oratoria, dotada de un “nuevo lenguaje” a merced de líderes y monarcas que arengaban en pro del conflicto.

Por último, la véneta Vicenza evoca los lugares del conflicto por su posición geográfica, que le hizo hace un siglo especialmente partícipe de la guerra debido a su proximidad al frente oriental.

Lo hace a través de grandes diseños panorámicos firmados por un artista que es “un verdadero descubrimiento”, el milanés Innocente Cantinotti.

“Se representa los monumentos y las fábricas dañadas por los bombardeos. Se afronta así el tema de la belleza, del arte herido, documentado también por la presencia de algunos yesos de Canova que conservan los daños sufridos por los bombarderos”, señaló Mazzocca.

Gonzalo Sánchez – EFE

Ningún Comentario

Deja un comentario