Cartes expresa sus condolencias por tres bomberos fallecidos

El presidente Horacio Cartes, expresó sus condolencias por el fallecimiento de tres bomberos voluntarios que quedaron atrapados en un silo cuando trabajaban cerca de la ciudad de Minga Guasú, en el departamento de Alto Paraná, fronterizo con Brasil.

Cartes expresó su pesar y dolor “por estos Bomberos mártires del Alto Paraná” y recordó que “perdieron la vida en el ejercicio de su noble misión”.

“Asistimos con enorme tristeza a los hechos de Minga Guasú, donde la acción de valientes bomberos voluntarios -tratando de mitigar un incendio – acabó con la vida de varios de sus integrantes”, expresa el comunicado enviado a la prensa por la Presidencia de Paraguay.

Cartes envió el pésame a los familiares y compañeros de los bomberos fallecidos.

“Es admirable, hasta la emoción, la tarea de estos conciudadanos que entregan hasta su vida por auténtico amor a sus comunidades. Y son, desde luego, ejemplos en los que tenemos que reflejarnos los que tratamos de cumplir de la mejor manera posible en favor de nuestra sociedad”, aseguró Cartes, según el comunicado.

Tres bomberos voluntarios murieron asfixiados hoy cerca de una ciudad del noreste de Paraguay en el interior de un silo dedicado al acopio de arroz donde trabajaban tras sofocar un incendio ocurrido en la víspera, informó a Efe una fuente policial.

El accidente ocurrió cuando cuatro bomberos acudieron al silo ubicado sobre el kilómetro 60 de la carretera nacional 6 para enfriar el lugar tras el incendio que sofocaron la noche anterior.

Cuando ya estaban encaramados a la torre aledaña al silo para seguir arrojando agua, uno de los bomberos resbaló y cayó al interior desde unos 20 metros de altura, según el informe policial.

Uno de sus compañeros entró en el recinto intentando rescatarlo y quedó atrapado también. Lo mismo le ocurrió a un tercer bombero.

Unas 6.000 personas se dedican voluntariamente a ser bomberos en Paraguay, según los legisladores que promueven un proyecto para que dejen de ser una entidad civil y reciban presupuesto del Ministerio del Interior.

Las dotaciones de Bomberos Voluntarios que se extienden por el país se mantienen con un presupuesto otorgado por el Estado como si fuera una organización no gubernamental, el cual se redujo a la mitad el año pasado, según dijo el senador del oficialista Partido Colorado Arnoldo Wiens cuando presentaron su propuesta en 2014.

“Voluntariamente trabajan por el país y no reciben sueldo y están dedicando este servicio que a veces ni es reconocido por la ciudadanía ni las instituciones de seguros, o las empresas”, dijo entonces.

El año pasado, varios focos de incendio afectaron distintos lugares de Paraguay, como el parque natural del lago Ypacaraí, la joya turística del país, y los Bomberos Voluntarios atravesaron serias dificultades para desarrollar sus funciones, según comunicaron entonces.

Varias veces, caravanas de camiones de los Bomberos Voluntarios han desfilado por las calles de Asunción para denunciar con sus sirenas que llevaban meses sin recibir los fondos del Estado necesarios para mantener sus operaciones.

Para mantener en funcionamiento los camiones y los cerca de 130 cuarteles, los encargados de apagar incendios y salvar vidas se ven obligados a vender boletos de rifas en los semáforos y hacer campañas de recaudación apelando a la voluntad de la gente. EFE

Ningún Comentario

Deja un comentario