Circulación restringida en París por tercera vez por la contaminación

Solo los coches con matrícula impar rodaban hoy en París, que vive la tercera jornada de circulación restringida de su historia decida por las autoridades ante los elevados índices de contaminación que se han vivido en los últimos días.

Desde las 5.30 horas (4.30 horas GMT), un centenar de controles policiales vigilaba que los vehículos con matrícula par no entraban en la capital francesa, donde unos 750 agentes amenazaban con multas de 22 euros a quienes no respeten esa consigna.

París ya vivió una medida similar en 1997 y, más recientemente, el 17 de marzo de 2014.

La circulación alterna, que afecta a París y a 22 localidades de su cinturón, fue decidida ayer, tras varios días de tensión entre el Ayuntamiento, que pedía ponerla en práctica, y el Ejecutivo, mucho más prudente.

Los vehículos eléctricos, híbridos, de gas o aquellos que lleven al menos tres personas están excluidos de la medida, que ha tenido como efecto secundario una reducción del número de atascos en la ciudad.

En paralelo, el Ayuntamiento decidió también que durante el día de hoy los transportes públicos serán gratuitos, así como los servicios municipales de alquiler de vehículos eléctricos y de bicicletas.

Tampoco se tarifarán los aparcamientos residenciales.

Aunque la previsión es que los niveles de contaminación bajen hoy, las autoridades no tienen previsto decidir si prolongan la medida hasta esta tarde.

En caso afirmativo, mañana serán los coches con matrícula par los que podrán rodar por París.

Ningún Comentario

Deja un comentario