Corea del Norte se opone al escudo antimisiles de EE.UU.

Corea del Norte lanzó hoy duras críticas a la posible instalación en Corea del Sur del escudo antimisiles estadounidense THAAD, un proyecto que podría generar grandes tensiones en la región.

Corea del Norte se opone al escudo antimisiles de EE.UU.

El régimen de Pyongyang acusó a EE.UU de intentar desplegar un sistema antimisiles global que pondría en peligro la seguridad en la región del nordeste de Asia con la excusa de la “amenaza” de los proyectiles norcoreanos, según la agencia estatal KCNA.

Por su parte, el periódico Rodong del Partido de los Trabajadores de Pyongyang advirtió a Seúl de que la adopción del sistema de intercepción de misiles a gran altitud conocido como THAAD generaría una mayor confrontación entre ambas Coreas.

Rusia, y especialmente China, expresaron los pasados días su fuerte oposición a que Corea del Sur instale el escudo antimisiles estadounidense, después de que Seúl reconociera que existe la posibilidad de adoptar el THAAD para mejorar su defensa contra Corea del Norte.

Las autoridades del Corea del Sur son conscientes de que ni su actual sistema de defensa ni las tecnologías que planea implantar en los próximos años son capaces de interceptar los poderosos misiles norcoreanos si éstos vuelan a gran altura.

Seúl, que pronto deberá tomar una decisión, se encuentra así en una encrucijada por el choque de intereses entre EEUU, su mayor aliado militar e histórico, y China, su principal socio comercial, mientras Corea del Norte muestra cada año mayores avances en su tecnología de misiles.

Las preocupaciones de Pekín se atribuyen a que el paraguas antimisiles estadounidense incluiría unos potentes sistemas de radar capaces de rastrear los movimientos de su Ejército en la parte oriental de China.

Mientras, Washington ha aumentado su presión diplomática para convencer a su aliado militar asiático de que acepte la instalación del escudo interceptor para garantizar su seguridad ante la “amenaza” de los potentes proyectiles de corto y medio alcance del régimen norcoreano de Kim Jong-un.

Entre tanto, 120 organizaciones civiles surcoreanas de tendencia progresista y a favor de la reunificación se pronunciaron hoy en una rueda de prensa en Seúl contra de la implantación del THAAD, con el argumento de que “destruiría la paz en el noreste de Asia y perjudicaría las relaciones entre Corea del Sur y China”. EFE

Ningún Comentario

Deja un comentario