Demoledor: el Bayern golea y avanza en la Champions

El conjunto de Pep Guardiola aprovechó la expulsión de Oleksandr Kucher y un penal a favor, a los cuatro minutos, para asegurar su presencia en los cuartos de final con una aplastante goleada de 7-0 sobre un Shakhtar que no se recuperó del golpe inicial.

Demoledor: el Bayern golea y avanza en la Champions

El empate de la ida había hecho que el partido se afrontase con mucho nerviosismo y Guardiola apostó por una alineación claramente ofensiva, mandando al campo toda su artillería pesada y dejando a Bastian Schweinsteiger como único estabilizador defensivo en el centro del campo.

Adelante Arjen Robben, Mario Götze, Thomas Müller, Robery Lewandwoski y Franck Ribery formaban prácticamente una delantera de cinco hombres que debía decidir resolver el partido lo más pronto posible para no darle cabida a situaciones extremas.

El Shaktar tuvo el saque y trató de llegar en su primera jugada con un balonazo largo. Probablemente, esa hubiera sido su apuesta a lo largo del encuentro, de no ser porque la primera combinación exitosa del Bayern le dio un viraje radical al partido.

Götze quedó sólo en el área tras un pase de Robben y, cuando tenía el camino libre hacia la portería, Kucher lo derribó. La consecuencia obvia fue un penalti, que convirtió Müller con seguridad, y roja directa para el defensa ucraniano.

El partido estaba apenas en el minuto 4 y el Bayern ya tenía ventaja en el marcador y superioridad numérica.

El Shakhtar no podía cambiar demasiadas cosas tan temprano y tenía que seguir en plan predominantemente defensivo y especular con la posibilidad de algún contragolpe o alguna jugada fortuita que le diera el empate.

El Bayern empezó a combinar permanentemente en torno al área ucraniana y generó varias llegadas, la más clara de ellas un cabezazo al poste de Lewandowski en el minuto 25, hasta que llegó el segundo gol.

El autor del segundo tanto fue el defensa Jerome Boateng, que remató a puerta vacía en el 34 aprovechando un rebote después de que Pyatov parara a medias un disparo de Lewandowski.

Al término del primer tiempo la única mala noticia para el Bayern era una lesión en el muslo de Robben, que tuvo que ser sustituido por Sebastian Rode en el minuto 19.

El tercer gol del Bayern llegó al comienzo del segundo tiempo, en el minuto 49, con un remate de Ribery tras una pared dentro del área con David Alaba

Con la eliminatoria sentenciada, quedaba era rematar. La fiesta bávara continuó en el 52, cuando Müller hizo el cuarto y el quinto vino en el 63, con un cabezazo de Badstuber a centro de Rafinha.

Después el partido se calmó un rato hasta que, en el 75, Lewandowski marcó el sexto tras un gran pase desde la raya central de Bastian Schweinsteiger. Y el séptimo lo marcó Götze, a centro de Boateng, en el 88, ante un rival que había bajado los brazos muchos antes. /EFE

Ningún Comentario

Deja un comentario